Foto2

Conservación

El viejo dicho “más vale prevenir que curar” es perfectamente aplicable a la conservación de libros y otros objetos de papel.

Las medidas preventivas del daño aplicadas para la protección durante el almacenamiento, exhibición, transporte o durante un desastre son el primer capítulo de la importante tarea de conservación del Patrimonio Bibliográfico y Documental: